Breve historia y lectura crítica de la evolución del sistema de tutela colectiva de derechos en Brasil

Compartimos la traducción de un trabajo del Profesor de la Universidad de San Pablo Heitor Vitor Mendonça Sica, titulada “Brevísimas reflexiones sobre la evolución del tratamiento de los litigios repetitivos en el ordenamiento brasileño: del CPC de 1973 al CPC de 2015”.

Además de una clara explicación de cómo evolucionó el sistema de tutela colectiva de derechos en Brasil desde el año 1985 hasta la fecha (sistema pionero y modelo a nivel global en el campo de la tradición jurídica continental europea), este trabajo contiene información relevante sobre estadísticas de litigación, demandados frecuentes (Estado, Bancos y empresas de telefonía a la cabeza) y también una lectura crítica sobre el estado de situación en torno al tema.

Entre otras cosas, Sica señala lo siguiente:

“En un balance crítico, cabe decir que el sistema de “tratamiento colectivo de demandas individuales repetitivas” – que pasó a ser implementado por las reformas procesales de los años 1990-2000 y fue decididamente abrazado por el CPC de 2015- presente al menos siete problemas graves en comparación con el sistema de tutela colectiva:

(i) se enfrenta el efecto (multiplicidad de procesos) y no la causa (litigios de masa originalmente llevados al Poder Judicial de manera atomizada, en procesos individuales), tal como el médico que sólo combate la fiebre en lugar de tratar la infección;

(ii) el foco de esos mecanismos de aglutinación es la solución del problema del Poder Judicial, pero no del conflicto de masa (que puede haber sido judicializado apenas por una ínfima parte de los individuos afectados);

(iii) se compromete la representatividad adecuada de la colectividad a ser afectada por la decisión emitida en el “caso piloto”, donde hay un combate desigual entre el litigante individual y el litigante habitual; (iv) el ordenamiento no establece criterios para seleccionar los “casos piloto”;

(v) la decisión emitida en el ámbito de los incidentes de aglutinación se aplican pro et contra a una pluralidad de sujetos titulares de derechos individuales homogéneos (contrariando una elección que había sido tomada por el CDC en lo tocante a la acción colectiva en tutela de derechos individuales homogéneos y, por tanto, instaurando una evidente contradicción en el sistema);

(vi) al juzgar el incidente de aglutinación, el tribunal considerará las circunstancias fácticas presentes en el “caso piloto” para resolver una cuestión jurídica (de modo que, sin una adecuada y profunda fundamentación, habrá una enorme dificultad para replicar la decisión en los casos suspendido); y

(vii) el incidente no elimina el trabajo de los magistrados ante los cuales tramitan los procesos suspendidos, quien deberá aplicar la decisión y enfrentarse a medios de impugnación en cuanto al modo de realizar esa operación)”.

Disponible acá.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s